8 cosas que todo salsero debe saber de Cheo Feliciano

Cheo Feliciano

Considerado como la voz más privilegiada del pentagrama salsero, la huella indeleble de Cheo Feliciano lleva al historiador Hiram Guadalupe a considerarlo  como “el cantante que todo salsero aspira ser: completo, excelso, afable, simpático y humilde”.

En honor de su natalicio, presentamos 8 cosas que todo salsero debe saber sobre Cheo Feliciano, según reseña el libro “Historia de la salsa”, de Guadalupe.

1. José “Cheo” Feliciano nació el 3 de julio de 1935, en Ponce.

La residencia de los padres de Cheo ubica en la calle Guadalupe de Ponce.

2. Inició sus estudios musicales en 1949, en la Escuela Libre de Música “Juan Morel Campos” de Ponce.

Sintió mucha ilusión por aprender a tocar guitarra y trombón, aunque siempre sintió atracción por la percusión.

3. Aprendió las técnicas de interpretación en las tumbadoras de la mano de Francisco “Kako” Bastar.

Incluso, fue Bastar quien le facilitó la primera incursión en un grupo.

4. Pasó a convertirse en “band boy” de Tito Rodríguez, y ahí despertó su pasión por cantar.

Tito Rodríguez le cedió el micrófono y las maracas en un abierto desafío frente a los bailadores de El Palledium.

5. Se integró al sexteto de Joe Cuba en 1957, recomendado por Tito Rodríguez.

Con este grupo permaneció una década y trabajó 17 producciones discográficas.

6. Reapareció en 1972, tras tres años fueras del ámbito musical, con una producción trabajada por Tite Curet Alonso y titulada “Cheo”.

Feliciano se nutrió de un grupo de músicos al mando de Johnny Pacheco, con composiciones de Curet Alonso, y arregladas por Bobby Valentín y Nick Jiménez.

7. Tras la publicación de “Sentimiento tú” (1980), el cantante emprendió un nuevo rol como productor de su propio sello, Coche Records.

8. En 1985 cantó en el teatro “Amira de la Rosa”, en Colombia, y dos años después personificó al padre del pelotero Roberto Clemente en el musical “Clemente”.

Deja tu comentario

También te gustaría